No iba a salir y me lié

Título: No iba a salir y me lié
Idioma: Castellano
Autores: Chimo Bayo y Emma Zafón
Editorial: Roca
Publicación: Octubre de 2016
Formato de publicación: Tapa blanda, formato digital
Tiempo estimado de lectura: 6h
Puntuación: 7/10
Sinopsis: Dos bakalas cuarentones se reencuentran tras el fallecimiento de un amigo en común y se proponen resucitar la Ruta del Bakalao.
Lo mejor: La puesta en escena de los escombros de la ruina del mundo bakala de los ochenta y noventa.
Lo peor: A veces cae en el estereotipo y la caricatura de los personales y la movida vlenciana.


La Ruta del Bakalao me pilló demasiado joven. Todavía recuerdo en mi colegio a los destroys, los chavales más mayores, como seres a los que, por lo visto, había que temer o admirar. Yo, en mi idiocia habitual, los ignoraba completamente. Sin embargo, allá estaban. Algunos, tal vez, ya no están, otros se han quedado colgaos. Otros sobrevivieron sin grandes secuelas físicas.

De cierta forma, me los volví a encontrar en No iba a salir y me lié, escrito por Emma Zafón y, atención, Chimo Bayo. Tener como autor a uno de los principales nombres de la movida valenciana, quizá el más famoso hoy día, nos asegura un libro relativamente fiel, cercano, a las historias de la ruta. El resultado viene a ser un trasunto de Trainspotting a la valenciana, donde los efectos del consumo masivo de estupefacientes se juntan con los efectos de un consumo masivo de desolación para traernos un fiestón que ríete tú de los festis para pijos que van de súper cool.

El libro huele a nostalgia: nostalgia por una música que ya no volverá, devorada por ritmos electrolatinos, reggaeton y trap; nostalgia por un modo de entender la fiesta, en el que la diversión, la camaradería y el buen rollo se ponían por delante de otras mierdas; nostalgia por una sociedad que todavía conservaba un poco de inocencia y alegría. Es esta nostalgia, junto con el patético presente de los protagonistas, la que les lleva a levantar algo que parecía imposible: una fiesta como las de antes.

Nuestro protagonista, Toni, nos sirve de guía para conocer primero las consecuencias de la Ruta y más tarde su esencia. Él es un fracasado: vive solo, a punto de agotar la prestación por desempleo, y debe conducir con un ojo puesto en la aguja del depósito de gasolina. Junto a Paco, su antiguo Sancho Panza, se animan a mover Roma con Santiago hasta conseguir levantar una sesión en la mítica discoteca El Templo, hecha una ruina. Como la mayoría de los personajes de la novela, solo le queda su pasado: su cerebro reventado por el abuso de estupefacientes únicamente conserva sus fines de semana de fiesta, aunque mal, sus ligues y el fracaso de hacerse mayor.

A partir de sus recuerdos, y las aventuras que van viviendo él, Paco, y otros ex-ruteros, consiguen unir presente y pasado en forma de viaje a los infiernos. Desde fuera, puede parecer que las desventuras de Toni no son más que una tortuosa experiencia sin fin de alucinaciones, efectos químicos y pesadillas. Desde dentro, desde su cabeza, en la que no caben juicios, sino observación pura y dura, estas alucinaciones son más reales que la vida misma. Porque así es para él, y para los ruteros supervivientes: la vida sin la ruta es una especie de muerte en vida. Antes, reconoce el protagonista, trabajaba 5 días para tener 2 de fiesta. Pero, ¿ahora, qué le queda?

Poco más se le puede encontrar al libro. Quien conozca la Ruta hallará nostalgia y algún recuerdo. Para los otros, los que caímos cerca de ella y los que la conciben como algo anacrónico y marciano, es a la vez entretenimiento y una pequeña lección de historia. No de esa con mayúsculas, que entra en los libros, sino la pequeña, la de nuestros vecinos, la de nosotros mismos.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s